La familia Mercer destaca por una sutil inversión de papeles: la pantalla textil queda en el interior de una estructura de cristal soplado transparente.

El difusor interior está disponible en cintas de algodón crudo, y en una versión más moderna y minimalista, en blanco perla.